miércoles, 17 de junio de 2015

Consejos MIR V - Estudiando...: primera y segunda vuelta

Me gustaría no tardar mucho en finalizar los consejos MIR porque creo que se me va olvidando lo que significaba estudiar ... y corro el riesgo de caer en el consejo fácil de "tranquilo, va a ir bien" que tanto me crispaba... jaja

Os dejo los enlaces de los consejos anteriores:
Consejos MIR I - Estudiantes de medicina
Consejos MIR II - Elección de academia
Consejos MIR III - Mantener el orden y organizar el tiempo
Consejos MIR IV- ¿Dónde estudiar?


En su momento, dije que daría consejos que me habría gustado que me dieran antes de empezar a estudiar. Hasta el momento he hablado de temas que no se abordan en las academias, pero que pueden rodear al opositor. Decisiones que tuve que tomar sin saber a lo que me enfrentaba y cosas que fui cambiando conforme pasaba el  tiempo.

El tema del que voy a hablar hoy, sin embargo, es un CLÁSICO de todas las academias y de consejos que podéis encontrar en otros sitios (al final del tema enlazaré a otros blogs, porque os puede ayudar mucho) Sin embargo, solo le dedicaré un par de entradas. Ya que más que un consejo se trata de narrar mi experiencia y cómo la modificaría si hoy volviera a ser junio de 2014... o quizás si volviera a ser más bien septiembre de 2013.

En este tema, "cada maestrillo tiene su librillo". Las academias te dirán que sigas al pie de la letra sus consejos y que todo irá bien. Pero... es volver al consejo fácil. El MIR son mil circunstancias.

Voy a hablar un poco de la primera y segunda vuelta de estudio.



Primera vuelta (curso de 6º) 

Últimamente, lo más frecuente es comenzar a preparar el MIR en 6º. Como comenté en el tema de elección de academia, si ahora volviera a entonces, me plantearía hacer un intensivo que comenzase después de 6º. Pero es otro cantar. Os voy a hablar de lo que hice yo que fue academia presencial con clases una vez a la semana.

Si hacéis este curso mis recomendaciones serían


  •  Ir a clase. En mi caso eran los sábados y algunos viernes por la tarde. La verdad es que a veces se hacía pesado, pero resulta muy importante para la siguiente vuelta. En la segunda vuelta las clases serán más concentradas y algunos temas se pasarán por encima o no se impartirán porque se dieron en la primera vuelta.
  • Tomar apuntes: esto depende... A veces cansa mucho estar tomando apuntes durante clases que pueden ser de 8 horas. Generalmente las clases de las academias son bastante diferentes a la universidad. Más divertidas y enfocadas a lo importante, así que no se trata de un copieteo constante. Yo solía adaptarme al profesor. Si seguía mucho el manual, tomaba notas a lápiz en el manual y así me cansaba menos. Si iba un poco más independiente o saltando mucho... tomaba notas en papel. Solo puedo decir que en la segunda vuelta agradecí mucho aquellas clases en las que había tomado apuntes. Más de una asignatura me las estudié basándome en ello sin casi abrir el manual.

En ningún caso dejéis pasar tablas o esquemas resumen que escriban en las pizarras así como las referencias que realicen de cara al MIR.  Hay algunas tablas que pueden ser idénticas en el manual, pero cuando las apuntan suele ser porque o son más completas o están más simplificadas. Las referencias al MIR os ayudarán a la hora de discriminar lo importante cuando estudiéis y os pueden salvar muchos temas para los que os hayáis quedado sin tiempo para profundizar.

En cualquier caso: dejaos aconsejar por el profesor que imparte. Si os dice que va a seguir el manual... subrayad con lápiz alguna cosa y tomad notas pequeñas. Si veis que va por libre... tomad apuntes.


  •  Hacer los simulacros y CORREGIRLOS

Yo.... reconozco que no hice todos . Alguno lo recuperé más adelante. Y lo de corregirlos sí que fue un show (hablo de la primera vuelta)
Si hacéis simulacros y no los corregís... no sirve de nada. Creo que sobre simulacros haré otra entrada. Pero en resumen diría que más vale pocos simulacros corregidos... que muchos sin corregir.

Yo, en lo personal... no haría nada más en esta vuelta. Ni subrayar manuales (porque se subraya mal), ni machacar preguntas MIR aún ni nada. También es cierto que yo soy más de esprintar y que en 6º tuve exámenes hasta junio.


Resumiendo primera vuelta según lo haría a día de hoy:
TODOS los simulacros que hagáis --> ¡¡Corregidos!!
Ir a la academia (especialmente en asignaturas de gran relevancia para el MIR) y tomar apuntes si procede.


Segunda vuelta (Junio-octubre, aproximadamente)

La que estáis a punto de comenzar algunos.

ESTA es una de las vueltas MÁS IMPORTANTES que hay en el MIR. Pero grabaos esto a fuego: LO QUE NO SE ESTUDIA EN ESTA VUELTA, NO DA TIEMPO A ESTUDIARLO EN LAS SIGUIENTES.


  •  Horario de estudio: esto depende de cada uno... Yo lo fui cambiando a lo largo del MIR, Al principio estudiaba desde las 9 de la mañana hasta las 7 de la tarde. Haciendo un total de 8-9 horas de estudio. Después me fui rezagando y cada vez iba terminando más tarde. Y a veces iba empezando más tarde. Si volviera a entonces, cumpliría más a rajatabla el horario de comienzo. Tomáoslo como un trabajo. No es conveniente estudiar por la noche, porque son muchísimos meses. Pero hay gente que por la mañana temprano rinde muchísimo y gente que rinde más por la tarde y prefiere alargarse un poco más. Así que mientras tengáis un objetivo de horas con el que os sintáis cómodos y lo cumpláis... Mi consejo sería que no improviséis con el horario. Habrá días que terminaréis un poco antes y podráis adelantar temario o reforzar lo estudiado y otros en los que terminaréis un poco después. Pero no cambiéis de forma constante.


Por lo demás, en esta vuelta se va bastante tranquilo. Y, generalmente, da tiempo para todas las asignaturas (excepto para las tochotas (cardio/infecciosas/digestivo) que lo más normal es que vayáis siempre más pillados)


  • ¡¡¡¡No dejéis temas para la siguiente vuelta!!!! Tened en cuenta que en las dos siguientes vueltas tenéis que centraros cada vez más en los temas de mayor relevancia de cara al MIR

Intentad llevar todo al día. Y si se retrasa algún tema: recuperadlo cuanto antes.

En mi caso... cada vez iba dejando más cosas... y lo pasé mal en la tercera vuelta intentando cuadrar lo imposible. Me arrepiento de cuando lo hice (a excepción de en infecciosas... donde la jugada de repartir más o menos el temario, me salió medio bien. También es cierto que era un manual al que en tercera vuelta le dedicábamos bastantes días)


  • En esta vuelta: ES EL MOMENTO de hacer ESQUEMAS. Mi consejo es que subrayéis poco. Por lo mismo que lo anterior: las siguientes vueltas lo agradeceréis. Al principio se subrayan cosas que realmente no son tan importantes (con el tiempo te das cuenta de que no lo eran). Yo usé muchísimos post-it y esquemas en folios  o cuartillas que recogían información conjunta de apuntes y manuales y que sintetizaban el tema en cuestión. De muchos temas es lo único que volví a mirarme en las sucesivas vueltas.

Es el momento porque es cuando os lo estáis estudiando de verdad. Cuando tenéis tiempo. Cuando lo hacéis con serenidad e incluso con cierta cordura aún. Los esquemas que tuve que hacer en tercera vuelta por haber dejado cosas atrasadas no funcionaron igual de bien.


  • Tened en cuenta que esta segunda vuelta es la vuelta de ENTENDER. Puede que os parezca que no retenéis información... y es porque realmente no la estáis reteniendo... jaja Eso suele ser trabajo para las siguientes vueltas. Pero es imprescindible que os trabajéis esta vuelta.


Reitero, porque yo en esto es de las cosas en las que más creo que fallé: Lo que no hagáis en la segunda vuelta ( o vuelta de consolidación o como la llaméis) no lo vais a recuperar en las siguientes.



Para todo lo demás de estas dos vueltas, os dejo enlaces de otros blogs que probablemente os puedan servir de ayuda:

Miriam: Futura Dra... Dra Nova:
Consejos MIR: Primera vuelta
Consejos MIR: Segunda vuelta

Sophie: Mondo Médico
Consejos MIR: simulacros y ESQUEMAS


Si conocéis más enlaces interesantes en relación a esta entrada y queréis compartirlos en los comentarios, estaré encantada de incluirlos en esta entrada.
Y si los que habéis pasado por el aro del MIR, tenéis cosas que decir al respecto... ¡¡bienvenidos!! jaja =)



domingo, 14 de junio de 2015

Primeras semanas de residencia...

Sin apenas darme cuenta ya han pasado unas semanas desde que.... ta ta chan... empecé a trabajar... Aún me resulta raro lo de decir "trabajar"... así que suelo decir, simplemente, que "vengo del hospital".

A día de hoy, aún me parece increíble que me paguen por lo que hago... jaja.

Hasta hace poco más de dos semanas estuvimos haciendo  un "curso de urgencias" que me río yo como tenga que defenderme en mi primera guardia con los "conocimientos" adquiridos ahí. No sé cómo será en otros hospitales, aunque por lo general he escuchado cosas parecidas: aburrido e inútil. Toda la mañana perdida... que si no es porque era mi obligación ya como trabajadora acudir ahí...
Exceptuando un par de charlas que se hicieron algo más interesantes (más por los ponentes que por el interés de la temática) y los dos días de electros... lo demás fue la muerte a escobazos.
¿De verdad en un curso de urgencias en el apartado de  El manejo del paciente agitado hay que dar la demencia? Reitero... que se supone que el curso era de urgencias...

Tras esas semanas de curso, estoy hasta finales de este mes en mi hogar. Hematología. Es poco tiempo, pero se me hacía imprescindible ver dónde leches me he metido. Y hasta el momento solo puedo decir que no me he equivocado. He disfrutado de cada día de los que he pasado ahí. La distribución que han hecho es que paso una semana (en algunos casos no ha llegado, por la coincidencia con el curso) por cada sección: trasplante, laboratorio, planta, banco de sangre y consultas.

Pasé por laboratorio, y cuando empecé a reconocer algo en los frotis... llegó el fin de la semana...
Pasé por planta... y cuando empezaban a darme responsabilidades (mínimas) y sabía cómo evolucionar a los pacientes (esto suena un poco a Digimon o Pokemon cuando hablo con ajenos al mundo médico), hacer algunas peticiones, a conocerme cada caso... llegó el fin de semana...
Y en ambos sitios me habría gustado quedarme más. En ambos sitios estaba convencida de que era mi sitio. 

Aún quedan algo menos de dos semanas para mi primera guardia. De primeras me tocaba el día de San Juan, finalmente será más adelante... porque me dijeron que solía ser una guardia bastante regulera. Igualmente estoy empezando a ponerme algo nerviosa. Intento consolarme con lo de que todo el mundo ha tenido que pasar por su primera guardia... intento pensar que no nos dejan con los pacientes más graves, y que (supuestamente) no nos dejan solos a los R1 y tenemos que estar supervisados por adjuntos.

La cuestión es que el miedo solo se pasa cuando atraviesas el aro. Y habría estado genial que durante la facultad nos dejaran participar más, Que la parte práctica implicara más al estudiante (al fin y al cabo, no noto tanta diferencia entre los conocimientos teóricos de  mi yo de hace un año (estudiante de 6º de medicina) y mi yo de hoy (médica interna residente) Sin embargo de no poder tocar nada, a ser responsable de algunos de mis actos -aunque sea bajo supervisión- hay un mundo. Y si al menos el curso de urgencias que da el hospital se hubiera basado en lo básico que necesito para desenvolverme en las primeras guardias y en mis primeros días de hospital... pues...

En relación a esto , anduve buscando libros con los que ampliar un poquito mi biblioteca de medicina que actualmente se compone de un par de atlas, el Harrison de Medicina Interna y algún otro librillo aislado. Es lo típico que te hace ilusión.

En ese momento me llegó la información de que la Editorial Panamericana, creo que conocida por la mayoría de estudiantes de ciencias de la salud, ofrece un Pack para residentes de cada especialidad, donde incluye en todos los casos un curso de iniciación a las Urgencias para Residentes (¡Aleluya! ¡Esto fue lo primero en llamarte la atención!)y en cada especialidad títulos destacados de la editorial.

Lo que probablemente pueda echar más para atrás es que al ser tanto libro junto, el precio se dispara... Y al menos yo, no oleré mi primer sueldo hasta finales de este mes... así que aún vivo de mis ahorros (el otro día el banco me ofreció un préstamo... no digo más acerca de lo que hace llorar mi cuenta bancaria). Sin embargo, la oferta incluye que el pago se haga fraccionado en 3 meses sin intereses. 

Células peludas en una tricoleucemia
En algún momento aseguré que jamás de los jamases haría una entrada patrocinada o pondría publicidad en mi blog. Pese a que me lo han ofrecido en más de una ocasión, este caso accedí a hablar de ello porque verdaderamente me parecía interesante. Consulté previamente con mis resis si los títulos que ofrecían para mi especialidad les parecían bien y útiles. Como la respuesta fue afirmativa, de primeras me hice con el atlas de hematología que ya he usado para poner nombre a lo que antes eran puntos morados raros sobre hematíes en los frotis... jaja. (Intenté hacer una foto al frotis de una tricoleucemia, pero me da... que además de un atlas de hemato para identificar las células peludas, me hace falta un buen móvil... ya caerá... algún día... jaja. La verdad es que distinguirlo en el microscopio -los adjuntos fueron los que me lo dijeron... ejem- me hizo volver tan entusiasmada a casa como el día que de estudiante hice mi primer tacto rectal... jaja los estudiantes somos así...)

Como también soy crítica con todo, quizás al Pack lo único que le falte sea un manual de urgencias de bolsillo (o en formato digital). No sé si la editorial dispone de ellos, pero me parecería una idea genial para completarlo.

Nada más por hoy.

Aún tengo pendiente publicar las entradas sobre los consejos MIR... que prometo tener lista alguna ya la semana que viene... Pero es que estos días son medio de locura.

En lo demás... ¿Qué tal os está yendo? ¿Qué fue de aquellos anónimos psiquiatras, pediatras, etc etc que escribisteis en su día? ¿Estáis contentos?  ¡¡¡Espero que sí!!! ¡¡Ojalá tenga noticias de vosotros!! ¡¡¡CONTADME!!!

Y a todos los que empezáis en serio con el MIR en un par de semanas... ¡¡¡muchísimo ánimo!!! Veréis que el verano se lleva relativamente bien. Y que la recompensa, antes o después... ¡¡¡LLEGA!!!

Yo solo puedo decir... que estoy FELIZ.